Search

Anorexia

anorexia
Compartir:

¿Qué es la anorexia?

La anorexia nerviosa es un trastorno de la conducta alimentaria que se caracteriza por una restricción de la ingesta de alimentos y la pérdida significativa de peso. Las afectadas son mayoritariamente mujeres (10 por cada hombre) y tienen una percepción distorsionada de su propio cuerpo que hace que se vean gordas aun cuando su peso se encuentra por debajo de lo recomendado. Por ello, inician una disminución progresiva del peso mediante ayunos, disminución drástica de la cantidad de comida y práctica intensa de ejercicio físico.

La anorexia es una condición psicológica caracterizada por el deseo de mantener el peso corporal más bajo posible. Es un trastorno de salud mental asociado con bajo peso corporal, miedo a aumentar de peso, control sobre la dieta y el ejercicio. Las personas con anorexia otorgan gran importancia al control de su peso y estado físico, hasta el punto de interferir con la vida diaria.

La anorexia afecta a niñas y mujeres con mayor frecuencia, aunque recientemente también se está volviendo más común entre niños y hombres. Esta condición aumenta el riesgo de mortalidad en aquellos que la padecen, debido a las complicaciones asociadas con la condición de suicidio, ingesta de laxantes y ayudas dietéticas y vómitos después de consumir alimentos. Algunas personas comen compulsivamente y luego expulsan lo que se consume (vómitos), de la misma manera que los que sufren de bulimia nerviosa.

Normalmente, el trastorno comienza con la eliminación de los hidratos de carbono, ya que existe la falsa creencia de que engordan. A continuación, se produce el rechazo de las grasas, las proteínas e, incluso, los líquidos, llevando a casos de deshidratación extrema. A estas medidas drásticas se les pueden sumar otras conductas de riesgo como la utilización de diuréticos, laxantes, purgas y vómitos provocados. Las personas afectadas pueden perder desde un 15% a un 50% (en los casos más críticos) de su peso corporal. Esta enfermedad suele asociarse a alteraciones psicológicas graves que provocan cambios de comportamiento, de la conducta emocional y una estigmatización del cuerpo.

Los síntomas de la anorexia nerviosa no se asocian simplemente con la pérdida de peso, ya que el trastorno es psicológico, lo que significa que los síntomas que se manifiestan también son emocionales y conductuales.

Los signos físicos de la afección incluyen:

  • Fatiga
  • Insomnio
  • Cabello quebradizo y seco que se cae o se rompe fácilmente
  • Piel amarilla
  • Falta de períodos menstruales
  • Piel seca mareo
  • Pérdida de peso excesiva
  • Dificultad para expulsar las heces (estreñimiento)
  • Recuento sanguíneo anormal
  • Mala tolerancia al frío
  • Decoloración azul de los dedos

Los síntomas asociados conductuales y emocionales incluyen:

  • Vómitos autoinducidos
  • Uso de laxantes, enemas o diuréticos
  • Períodos de consumo compulsivo de alimentos
  • Negativa a alimentarse
  • Indisposición para comer en público
  • Preocupaciones o falta de interés en la comida
  • Irritabilidad
  • Pensamientos suicidas
  • Depresión o mal humor
  • Falta de interés en la socialización
  • Saltarse las comidas

Tratamientos para la anorexia

El tratamiento para la anorexia no es un camino fácil, ya que muchas de las personas que presentan la afección no desean buscar ayuda. El tratamiento se proporciona a través de una combinación de factores y recursos, que incluyen terapia, educación nutricional y tratamiento médico, en caso de desnutrición severa u otras complicaciones médicas relacionadas con la anorexia nerviosa.

En casos severos de anorexia, puede ser apropiado alimentar al paciente por medio de un tubo especialmente diseñado, ya que el paciente puede negarse a comer o encontrarse en una condición de desnutrición grave.

El tratamiento para la anorexia debe centrarse en varios factores. El peso del paciente debe ser devuelto a un nivel saludable. También debe aprender que la nutrición es un factor fundamental. Los pacientes a menudo reciben planes de alimentos y objetivos nutricionales para trabajar.

A medida que avanza el tratamiento para restablecer hábitos alimenticios saludables y una nutrición adecuada, los pacientes pueden beneficiarse de las sesiones de terapia, incluida la terapia familiar para adultos jóvenes y adolescentes. La terapia continua es particularmente importante, porque la curación de la anorexia es extremadamente estresante y los pacientes necesitan mucho apoyo.

¿Qué especialista lo trata?

Para una resolución positiva de la anorexia, a menudo es necesaria la participación de un equipo de expertos compuesto por psicólogos, psiquiatras, dietistas y pediatras.

Este material es de carácter educativo e informativo únicamente, no sustituye ni reemplaza la consulta médica, y en ningún caso deberá tomarse como consejo, tratamiento o indicación médica. Ante cualquier duda deberá consultar siempre con su médico tratante.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *